Todo jubilado o pensionado tiene el derecho de reclamar los haberes que no pudo cobrar, dentro de los dos años posteriores a la fecha en la cual debería haberlo hecho. Para el pago inmediato, el haber reclamado debe encontrarse dentro del año inmediato anterior a la fecha del reclamo.

Para poder reclamar los haberes impagos es necesario contar con la información del titular y su grupo familiar registrada en las bases de ANSES.

Solicitar turno